09 de enero

Cuando salí de casa, el día estaba gris.

Esperé unos 15 minutos al tren, vi pasar a la gente. Cada uno con su vida llevada a cuestas. Cada persona con sus pensamientos, sus abrigos, sus gafas, sus libros, su música …

En el tren “can’t buy me love” de los Beatles sonando fuertemente en el mp3 de mi móvil.

Al bajar del tren los nubarrones estaban allí arriba, mirando amenazantes. El suelo del parque estaba mojado, parecía que hubiese llovido. El ambiente, el de después de la tormenta, pero sin haber caído una gota. Habrán sido los jardineros.

Después de ver las oportunidades para cambiar de vida, todo se volvió distinto, radicalmente distinto. Me invadía la ilusión, el nerviosismo, y el sol radiaba.

El sol en mi cara, en pleno enero, me sobraba el abrigo. Tenia ganas de gritar, soltar una carcajada al aire, que se oyera en todo el lugar.

Anuncios

Deja un comentario

Archivado bajo Sin categoría

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s